domingo, 20 de julio de 2008

Desde el verdadero spleen de Boedo

escucha la voz,
el canto imperceptible de
la brisa que sacude estos árboles,
acompaña al escarabajo que se dirige hacia la luz.

piérdete en las corrientes del río,
sus crecidas no te ahogarán;
y aunque baje siempre aplacará la sed.

que el agua apoye sus labios en tus rodillas.

mira al sol de frente, todo se esfumará.
al observar la noche no temas caer.

no intentes explicarte nada,
la naturaleza es demasiado digna
como para precisar de construcciones abstractas.

por eso dios (está en mi aliento).

de Joaquín dos Santos
Entre Ríos, febrero 2005

3 comentarios:

  1. voy por el disco, lo había tratado de bajar pero no legué a la página que ahora sí,

    pensé que lo que me decías sobre las polillas era por ese tema,
    tenía ganas de escuchar más,

    ahí voy entonces,

    abrazo

    ResponderEliminar
  2. ...

    tenias que quemarme con nombre y apellido ? me preguntaba en que andarias, si te acordarias de mi. y entro a tu blog y esta esto. que bochorno, pero me siento halagado. ja. en fin, un abrazo.

    y escribite un mail, no creas que con esto basta.

    salute.

    ResponderEliminar
  3. Diego, no. La polillas son otra cosa, nada que ver con ese disco. Después de que lo escuches, podés comentarme tu impresión.

    Joaco, bochorno es lo mío. El halago es haber podido subir una poesía tuya, y más sin tu consentimiento. La próxima pregunto y pongo Anonymus.

    Abrazos chicos.

    ResponderEliminar

Antes de escribir algo, sepa que su comentario es discutible es discutible es discutible.