sábado, 31 de julio de 2004

john

no respondiste mis correos
(tampoco lo hizo vincent ni un musulmán en españa)
te estoy escuchando en estos momentos
decidí hacerte un pequeño homenaje
a tus agudos desfinados y tus graves rasgando las brisas
mar
en el mar te recuerdo, he escuchado tu voz
tus melodías
yo creo que el haberte oído fue un hermoso regalo
un verano
acariciando mi soledad familiar entre dos amores distantes
playa
recuerdo fumar en la puerta del pequeño duplex
pasto
regado entre tu voz
ahora vuelvo a escucharte
hermoso sábado de mediodía
la nostalgia se apodera de mi
agradezco la intimidad, ha sido un placer

comento

Aparte, si alguien quiere cerrar mi boca, que se acerque, pliegue mis labios y los unte con pegamento.

humo

escupis humo, tu boca huele a humo

precisamente en este instante tus brazos se esconden en el humo

huele a humo, toda la casa está repleta de humo

de tus labios salen bocanadas de humo y la bruma del cuarto me hizo perderme en el humo

tu cara está perdida, tu silueta está totalmente difuminada, creo que sos humo


paso mis brazos entre tanto humo

lanzo manotazos al vacío que está entre tu cuerpo y el mío

abra la ventana

que salga el humo