domingo, 24 de mayo de 2009

Don Victoriano y las modas



La morada de Don Victoriano está que arde y por eso decidimos entre todos lo mejor: ir a la fonda gobernada por el espíritu del Gauchito Gil. Tá, es cuestión de leer a Juanele y sentir cómo el río corre a tu lado con toda la parsimonia que el mundo nunca se ha tomado para nada, o sentir que te escribe un chino undercover que se hizo pasar toda su vida por entrerriano, y capaz que cuando estuvo viviendo en Sarandí, vino a la fonda del Gauchito. Habría que hacer una sesión espiritista e indagarlo.

Don Victoriano, no se preocupe. Esos dos que están ahí son algo nuevo llamado floggers, invento tan argentino como el manjar de leche. Lo que bailan es un paso muy nuevo, electrizante por donde lo vea. Y ahora, a beber que paga Ricardito Zelarayán. Ve? Los años no vienen solos, los trae Carlitos, a quien le mando un gran abrazo desde acá. Nos estamos quedando demodé, ese es el quid de la cuestión que nos aqueja, Don. Vamos a tener que ir a ver a Damo Suzuki, un entrerriano que es flogger, qué le parece?

4 comentarios:

  1. ja ja ja,
    no es que sean conexiones,
    va a estar en video nuestra mente antes de que podamos pronunciar algo, es una ecolalia

    ResponderEliminar
  2. nooo, se me escapó Damo, maldita era flojer (de floja... ejem), estoy cansadísimo y leo los blog pero no entiende,
    ¿fuiste?
    ¿estuvo bueno? la banda era "un seleccionado de los mejores músicos del under local" (frase boludona, ¿eh?)

    ResponderEliminar
  3. Estuvo muy bueno. La selección under acompañó muy bien, da igual si son los mejores o simplemente mediocres, el objetivo era verlo a Damo con una brillante performance como lo hizo, fue muy emotivo.

    ResponderEliminar

Antes de escribir algo, sepa que su comentario es discutible es discutible es discutible.