sábado, 2 de febrero de 2008

Rojo

Caracola medieval gigante
hechizada por un dragón verde
escamas sucias, rasposas
escritas de promesas de amantes no correspondidos
trizas de pérgolas de bronce
y brazos de nadadores de croll,
conservas en el esófago cálido y húmedo
Él dice
-Mi fuego es el mal del mundo
y mientras tu piel arde al spiedo
lo necesitarás en la porfía de tu pecho.
Mastica la caracola ciudades rascacielos
sonidos altos de espejos fosas ópticas
dragón serpentina
se refugia en el interior del molusco
toma su chocolatada con vainillas
juega con sus pin y pon
organiza un trío que hace el amor.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Antes de escribir algo, sepa que su comentario es discutible es discutible es discutible.